Lugares con estrella · Por Eduardo Bueso Lugares con estrella · Por Eduardo Bueso

COLECCIONISTAS DE VAJILLAS

11 Ene 2018 · Escrito por Eduardo Bueso. Posteado en Blog, Cultura, Gastronomía, Hoteles, Restaurantes

Bandeja de cerámica del País Vasco francés. 1880. Adquirida a un anticuario de San Juan de Luz. En los lados figuran las siluetas de dos ballenas, ya que en ese puerto se pescaban esos cetáceos en el siglo XIX

Hace poco les hablé de mi ilusión por coleccionar objetos relacionados con la gastronomía: guías, menús, ceniceros y libros de viajes. En esta ocasión haré mención de las vajillas en general o de hoteles y restaurantes… otra de mis pequeñas locuras, ya que ocupan mucho espacio en casa y… lo que es peor… a veces resultan muy caras. 

Langenthal (Suiza) 1944

Deteniéndome en los libros de historia, reparo en que la vajilla de porcelana no se introdujo en Europa hasta el siglo XVII. Los ingleses tenían la exclusiva de su importación y la materia prima empleada en su elaboración sólo se encontraba entonces en China: el caolín. De esta sustancia mineral fundida con el feldespato a 1.250º se obtenía la porcelana. Con el posterior hallazgo, tanto de la materia prima como de la tecnología, la vajilla se abarató, generalizándose el uso. 

Hôtel Meurice 1960

Al igual que los ceniceros, colecciones muy usuales por la facilidad de traerlos en las maletas, las vajillas (platos, tazas o bandejas) han sido siempre objeto de deseo. A mayor importancia del establecimiento -y más antigüedad-, más se incrementa el valor de la pieza. No es lo mismo un plato actual de la vajilla de alguna cadena hotelera, que una bandeja de Limoges del Hotel Ritz de París fechada a principios del siglo pasado.

Plato que se entregó a los asistentes a la Convención de la Asociación de Hoteles de América, durante un viaje realizado a Europa en el año 1926

Cuando visito una ciudad, los anticuarios me atraen tanto como los museos. A veces se pueden encontrar auténticas gangas con las que disfrutar a nuestro regreso a casa.

Detalle de un plato del Hôtel du Palais de Biarritz de principios del siglo XX

El resultado es variopinto y poco recomendado cuando se reciben visitas, pero no deja de ser cuando menos chocante ofrecer a nuestros invitados unas aceitunas en un platito del Hôtel de París de Montecarlo o unas anchoas en una bandeja del restaurante Maxim´s de los años 30 del ya lejano siglo XX. Puede no resultar chic o fashion (como escribirían en las páginas de moda), pero al menos se le da un toque de originalidad a la velada… y, por qué no, un posible tema de conversación.

Plato fabricado en 1917

Pero como una imagen vale más que cien palabras, les he insertado algunas fotos de piezas de mi colección particular, que por cierto no para de crecer.

Texto y fotos: Eduardo Bueso (copyright)

Salsera del Sheraton East de Nueva York (1966)

HOTEL CÁNDIDO DE SEGOVIA

08 Ene 2018 · Escrito por Eduardo Bueso. Posteado en Blog, Gastronomía, Hoteles, Restaurantes, Viajes

Siempre que acudimos a Segovia, tenemos el placer de disfrutar de uno de los mejores hoteles de Castilla: el Hotel Cándido.

A tan sólo cinco minutos de Acueducto, la familia del Mesonero Mayor de Castilla posee este hotel dotado de 107 habitaciones (de ellas 8 suites).

En el establecimiento han conjugado la tradición aprendida durante décadas, con las más altas innovaciones tecnológicas, para ofrecer a sus clientes un ambiente de lujo y sosiego.

Con el mismo trato exquisito y cordial que dispensan en el famoso Mesón, el complejo hotelero ofrece gimnasio, piscina climatizada y piscina exterior, pistas de padel, sauna, baño turco, un completo SPA, aparcamiento privado y parking subterráneo.

No debemos olvidarnos de que posee un centro de convenciones con una capacidad de 700 personasY junto a él, el grandioso Pórtico Real de Cándido, donde precisamente en sus numerosos salones ofrece banquetes con el sello “Cándido”.

También visitamos el Mesón, pero ya se lo contaremos otro día.

Texto y fotos: Eduardo Bueso (copyright).

RESTAURANTE CELEBRIS PRESENTA NUEVO EQUIPO Y NUEVA CARTA

09 Nov 2017 · Escrito por Eduardo Bueso. Posteado en Blog, Gastronomía, Hoteles, Restaurantes

El restaurante zaragozano Celebris comienza noviembre con una nueva carta de temporada y nuevo equipo su cocina.

Desde el mes de julio, el joven cocinero Alex Garcia Tolón se ha puesto al frente de la cocina de dicho restaurante,  trabajando la nueva carta de temporada que ahora se presenta y en la que se puede disfrutar de sus propuestas gastronómicas, las cuales mantienen la esencia de Celebris, cocina de vanguardia basada en productos de temporada y de calidad. Su cocina se define como cocina tradicional con un toque de fusión.

Alex García Tolón se ha formado en el Restaurante de Martín Berasategui entre otros restaurantes de prestigio, tanto locales como nacionales.

Con su incorporación, Celebris presenta una nueva carta de temporada, la cual continúa con su esencia, cocina de vanguardia basada en productos de temporada y dando prioridad a la materia prima aragonesa, con un toque de fusión ligera  y sutil que se entremezcla en las diferentes recetas de aquí y de allá.

El resultado es una carta completa que desea ofrecer diferentes sabores y texturas buscando agradar a un público variado pero con un único objetivo, disfrutar de una buena cocina, una buena bodega y unas vistas únicas de la ciudad.

A lo largo del almuerzo al que asistimos pudimos degustar platos tan atractivos como:

Tostada de foie con pan de frutos secos, avellanas y sus confituras e higos

 Guao-bao de tartar de salmón ahumado

Ceviche de corvina con ají amarillo y verde estilo peruano acompañado de boniato frito

Crema caliente de hongos, huevo a baja temperatura, y crujiente de jamón

Lomo de merluza en costra de pistacho con salsa tinta y pulpo parrilla 

Solomillo ibérico con salsa de colmenillas y oporto acompañado de patatas glaseadas y membrillo

Rollitos rellenos de mascarpone y pistacho con culis de frutos rojos y fresas naturales 

El Restaurante Celebris continua con su carta abierta a precio cerrado, pudiendo elegir entre tres opciones de precios: Menú Luna del Ebro, por 28€ por persona, pudiendo elegir de la carta un entrante, un plato principal y postre, con bebida incluida;  Menú Cuarto Menguante por 18€, plato principal y postre, con agua incluida y Menú Degustación Luna Llena, por 38€ por persona,  eligiendo dos entrantes, un pescado, plato de carne y postre, con bodega y bebida incluida.

La bodega también se ha renovado, ampliando sus propuestas y dando principal protagonismo a  los vinos aragoneses, sobre todo a las nuevas bodegas mediante las cuales podemos ofrecer unas propuestas originales y diferentes.

Las reservas se pueden hacer en el 876 54 20 06 o en rttecelebris@palafoxhoteles.com. En la web del restaurante se puede consultar la carta y reservar directamente: www.restaurantecelebris.com. El parking está incluido en la reserva.

Fotos: Eduardo Bueso

EL HORTAL DE BRUNO (BAGÜES, HUESCA)

24 Jul 2017 · Escrito por Eduardo Bueso. Posteado en Blog, Gastronomía, Hoteles, Viajes

Por Ana Coscujuela Vigo

Con los calores estivales azotando la Península Ibérica qué mejor que una escapada al prepirineo para respirar y descansar del asfalto. Hemos elegido el Hortal de Bruno, porque sus propietarios, Pilar y Joaquín, “abandonaron” la ciudad de Zaragoza, para cumplir un sueño, tener su propia casa rural y poder vivir rodeados de la tranquilidad y naturaleza que ofrecen los pueblos. Mucho se habla de la despoblación y de las medidas para evitarla, por eso quería visualizar esta historia, la de dos valientes emprendedores que hicieron el camino contrario, volver al pueblo. La senda no es fácil, sino todo el mundo la tomaría… por eso hablo de valientes, que con determinación y dedicación han “tirado hacia adelante” para conseguir su objetivo. Pero para que esto ocurra, también se necesita el compromiso y la confianza de las empresas en sus trabajadores. Me refiero concretamente a empresas que realizan parte de su trabajo online y que permitirían que la gente viviera más feliz trabajando desde cualquier rincón, grande o pequeño, del mundo.

El Hortal de Bruno se encuentra situado en Bagües, un pueblo de las Altas Cinco Villas que está a menos de 50 km de Jaca y de Sos del Rey Católico, dos destinos que tampoco debes perderte. La casa se construyó en el año 2000 respetando la arquitectura de piedra tradicional de la zona. Dispone de cuatro habitaciones, todas exteriores y con todas las comodidades, baño privado, wifi, televisión y se pueden ampliar a triples y cuádruples… Como curiosidad, cada estancia lleva el nombre de una joya arquitectónica de Bagües. Si quieres conocerlas, sólo tienes que entrar a “dar una vuelta” por el Hortal http://elhortaldebruno.com y podrás elegir la que más te guste, siempre y cuando se encuentre disponible. El precio es único y fijo según el número de ocupantes e incluye el desayuno. Así que ya puedes reservar puentes y festivos, temporadas altas, etc. sin llevarte la desagradable sorpresa de ver incrementados los precios.

La casa dispone de una gran sala común con salida directa a un porche cubierto y un jardín, ideal para relajarse al final del día tomando una copa, conversando o simplemente admirando el paisaje. También se ha pensado en los aficionados al mundo de las motos, que podrán aparcarlas a resguardo y protegidas. En cuanto a la gastronomía, el Hortal ofrece cenas elaboradas con productos típicos de la zona y con suerte, de postre, podréis degustar la tarta de queso casera realizada con la receta de la madre de Pilar. En cuanto a las comidas, podéis pedir que os preparen una bolsa de picnic para llevar en vuestras excursiones. Conociendo a los propietarios, os aseguro que con hambre no os vais a quedar, ¡y con sed tampoco!

El entorno de Bagües cuenta con joyas del románico lombardo aragonés y además está muy cerca del monasterio de San Juan de la Peña, del de Leyre y de castillos como el de Biniés. Los amantes de la naturaleza y la fotografía también pueden disfrutar de otros rincones como la selva de Oza, que para el que no la conozca es todo un espectáculo en otoño… y hablando del otoño, Bagües está rodeado de pinares, así que los aficionados a las setas no podéis olvidar vuestras cestas. Si vosotros también queréis contribuir a que los pueblos sigan vivos, basta con que visitéis esta u otras casas rurales. Además de colaborar en su mantenimiento os llevaréis un recuerdo inolvidable de sus anfitriones. ¿A qué estáis esperando?

Fotos: Pilar Pérez y Joaquín Ventura

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies